domingo, 27 de diciembre de 2009

ANECDOTAS MASCULINAS SOBRE EL LESBIANISMO



“Que me perdonen las mujeres, pero no sé nada ni de masas ni de arepas”
GAO


POR: GIAN CARLOS JULIO DE LA ROSA

Cuando se trata de frotar, acariciar, chupar y como decimos en el ambiente popular, “arecostar los pelos”, las matemáticas de mis conocimientos se reducen ineludiblemente a cero. Y es que una práctica sexual tan antigua, como la que se da entre mujeres, goza de las más exquisitas complejidades, que desde mi rol social (masculino) me queda enormemente difícil de entender. Una mujer con otra, independientemente del placer sexual que experimenten mutuamente, para nosotros los del común, no podrán alcanzar nunca, lo que se experimenta con un hombre:

“Porque la vagina es un órgano diseñado exclusivamente para el pene”

Esa parece ser la máxima dentro de las relaciones sexuales, la mujer (como construcción social) está diseñada anatómicamente para que dentro de ella, por medio de su vagina se geste la gloriosa reproducción y nuestra sociedad, coitocentrica por excelencia, está ahí para menospreciar este tipo de prácticas. Sin embargo, a pesar de que cargamos sobre los hombros este tipo de patrones culturalmente establecidos, las mujeres siguen gozando del (mejor) sexo con otras mujeres y la especie sigue poblando al mundo, aunque ellas se deleiten con el roce de sus entrepiernas.

Culturalmente se cree, que aquellas mujeres que tienen prácticas sexuales con otras, simplemente están en una etapa de experimentación y que cuando por fin superen este estado de transición, volverán como el perro regañado, a meterse el rabo entre las piernas. La mujer en muchas partes del mundo y todavía más en la ciudad de Cartagena, fue concebida (perdónenme la expresión) para hundirle los pelos y no para arecostarselos. Por otra parte, si una mujer quiere experimentar el “verdadero” placer sexual, debe ser penetrada para que su hombre le haga ver las estrellas.

La mujer en Cartagena, no sólo es la pieza clave para la reproducción de la especie, sino que también su sexualidad está supeditada a los patrones coitocentricos que rigen a nuestra ciudad machista y en muchos casos misógina. En otras palabras, la sexualidad de la mujer y el goce de esta misma, dependen única y exclusivamente del órgano de los hombres.

“un pene para una vulva”

Una cosa tan sencilla como imaginarnos a un par de mujeres teniendo relaciones sexuales, la asociamos inmediatamente al uso de un aparato fálico que asimila al pene masculino. Gracias a la religión, a la ciencia, al cine y al cine porno, los sujetos del común creemos que las relaciones lésbicas para que alcancen el climax, necesariamente tienen que estar acompañadas de cualquier cosa que remplace al aparato masculino. La mujer tiene que ser penetrada independientemente de que este o no en compañía de un hombre y su disfrute este condicionado (mentalmente para nosotros los del común) a este tipo de prácticas coitales.

“algo tiene que entrar, porque esa soba que soba, lo que deja a la mujer es arrecha”

En efecto, las relaciones lésbicas, unas que otras, utilizan ciertos juguetes para la estimulación; sin embargo, no es regla general que todas las relaciones de este tipo tengan necesariamente que estar mediadas por uno de estos juguetes. La sexualidad como lo hemos mencionado en muchos de nuestros textos, no está sujeta exclusivamente a la penetración y que otro tipo de prácticas son igual de satisfactorias y a mi parecer más especiales que las que se experimenta con la penetración. La sexualidad se experimenta, explota y se vivencia hasta en las caricias mas mínimas y se escapa al reduccionismo sexual, culturalmente hablando, al que se nos ha sometido.

La racionalización de la sexualidad ha traído consigo también, la idea de que hombre con hombre da rasquiña y que mujer con mujer, aunque se den “toda la lengua que quieran”, jamás experimentaran lo que experimenta una mujer con un hombre. Paradójicamente, lo más perverso de todo, es que las relaciones entre hombres gozan de cierta aceptación, porque de una u otra manera se ciñen a la lógica del coito: un hueco y un pene para meterlo por ahí… pero la mujer por su parte, en este caso las mujeres lesbianas, deben conformarse solo con hacer arepas.

Ahora bien, la arepera, la machorra, la tostiarepa, la lesbiana, la camión, llámenle como lo quieran llamar, han hecho una cosa que en el plano de las relaciones sexuales, es fundamental: han elegido. Han elegido con quien compartirán sus experiencias intimas y eso es una cosa que los demás deberíamos aprender. El goce sexual, en este caso depende de la libertad de elección y no de que alguien penetre y otro sea penetrado. La sexualidad al igual que el erotismo, consiste en un juego en donde cualquier movimiento suma puntos en la escala de la satisfacción mutua.

Lastimosamente en nuestro Colectivo, no contamos con una mujer que escriba sobre la distinción, la importancia y el reconocimiento que merecen este tipo de relaciones, en una ciudad tan conservadora y plástica como la nuestra. Como anecdótico, haciéndole honor al título del texto, solo puedo decir que en esta ciudad, como para algunas otras, las relaciones sexuales entre mujeres son vistas como una fantasía sexual para los hombres y que a fin de cuentas, mujer sin un pene, jamás estará completamente satisfecha….







5 comentarios:

Anónimo dijo...

el articulo dice lo que piensa la mayoria sobre las relaciones lesbicas, lamentablemente esta idea de imposibilidad del placer por la flata de un falo, no solo es de los hombres marcadamente machistas, sino de la gran mayoria de mujeres que han crecido con esa idea coitocentrica de que no hay posibilidad de que exista una relacion sexual plena donde no haya un pene, lo chistoso de todo esto es que fue precisamente esa negacion de la sexualidad entre mujeres la que ha invisibilizado y paradojicamente muchas veces "protegido" de persecusiones a las mujeres que tenian practicas homoeroticas,en distintos momentos de la historia.
por otro lado es impresionante el gran desconocimiento de la sexualidad femenina que aun perdura hoy, se sabe que muchas mujeres obtienen mucho mas placer por estimulacion del clitoris (debido a las innumerables terminaciones nerviosas de este) que por estimulacion vaginal, es mas podria decir que no he conocido a una lesbiana que no tenga relaciones sexuales plenas y satisfactorias, en cambio, abundan las mujeres heterosexuales que nunca en su vida han experimentado un orgasmo y que aun no saben donde queda el misterioso punto g.
lo cierto es que negar el goce sexual entre mujeres es una de las muchas formas en las que se sustenta el sistema patriarcal y heteronormativo, para mantener las relaciones de poder entre los géneros y asi mantener la subyugacion de las mujeres. por esto el lesbianismo mas que una simple orientacion sexual, es una apuesta politica frente a todo ese orden violento que nos rodea.
Att. Chica diversa
Corpus Diversus

Artume dijo...

Deacuerdo con Chica Diversa, existe un gran desconocimiento tanto de la mujer como de su sexualidad, por el mismo hecho de estar invisibilizadas a lo largo de la historia en nuestra sociedad.

Se piensa que el falo es lo maximo y es la unica fuente de placer, la unica fuente de placer para la mujer, asi como la fuente de poder.

Una relacion lesbica solo es aceptada por la sociedad, a difencia de una relacion entre dos hombres, porque se ve esteticamente bella, y como dice en el texto es una fantasia de los hombres tener a dos mujeres, es una una fantasia de estos darles placer con su falo, o mejor dicho, qu le den lacer a su falo.

Ya es hora de que se vea a la Mujer como un sujeto de poder, que tenga libertad de tomar sus propias decisiones, expresar sus deseos y pasiones y asi mismo demostrar que el falo no lo es todo, que con la penetracion las mujeres no llegan a satifacer sus necesidades y que el sexo va mucho mas alla de "meter un palo en el hueco".

Saludos!!

Orlando Deavila dijo...

Hace unos dias supe de un caso de homofobia en la ciudad, bastante diciente: Tres parejas se hallaban en las murallas de la ciudad, en labores romanticas naturalmente, dos eran heterosexuales y una sola era homosexual. En ese momento dos policias que patrullaban la zona se acercaron a una de las tres parejas, la homosexual, y les increparon por lo que hacian. Ellos les cuestionaron el hecho de que tan solo le llamaran la atención a ellos y no a las otras dos parejas, a lo que los agentes respondieron: ustedes estan dando un mal ejemplo, por aqui circula mucha gente, niños inclusive, y lo que estan haciendo esta prohibido. ¿Es esa la posición oficial de la Policia Metropolitana de Cartagena?¿Donde sigue figurando que las relaciones homosexuales sean un delito?

Territorios de Esperanza
http://territoriosdeesperanza.blogspot.com/2009/12/nuevos-espacios-viejas-luchas-los.html?showComment=1262279198955_AIe9_BHyalWn0gi3hzNcnQjF5YQifh76d23kLvAMCb_OwJUULhYV6bSrIrBaFogQV7vAtsZwkXbkCh26VESEqBWstkmuKcC2U6M4j-6qcILcFyt8LfeTNGr3gLEUYnKRQOb8ezQ3mng81XqIfICk0O-1R1yvhXn51U1pExEeNR0pePY0BKkcoWfXbQ64MUsQtcoCnHc7v7GzbrRC_0NDKYTHcuBfGyXHvk-_EtNwAZa0dkV_5ZMy4fySdR8CnRvoJPLHu9euqdoD#c6964430799151735884

Anónimo dijo...

EL ARTICULO NOS MUESTRA LA VISION DE LA SOCIEDAD FRENTE A LAS RELACIONES SEXUALES ENTRE MUJERES, LOS MITOS Y LAS CREENCIAS QUE SE TEJEN ALREDEDOR DE LAS MISMA SUELEN PERSISTIR A TRAVES DEL TIEMPO. SIN EMBARGO ES BIEN SABIDO CIENTIFICAMENTE QUE EL CUERPO FEMENINO TIENE MUCHAS ZONAS EROGENAS,POR LO QUE LAS RELACIONES LESBICAS SUELEN SER POR EXCELENCIA PLACENTERAS SIN LA FIJACION EN NINGUN FALO. POR ULTIMO SERIA INTERESANTE CONTAR EN CALLESHORTBUS CON LAS ANECDOTAS FEMENINAS SOBRE SUS PROPIAS RELACIONES

Anónimo dijo...

aun existe el tabu sobre este tipo de tema, solo les puedo decir que no se necesita de un hombre para tener una buena relacion sexual.un coito o un orgasmo... sin duda alguna mis mejores relaciones sexuales y orgamos lo he tenido con una chica sony sincera y en alguna ocacion intente tener relaciones con un hombre y la verdad fue un fracaso no senti mayor cosa por no decir q "NADA", nosotras sentimos tanto placer como lo sentirian un hobre y una mujer q defienden a costa de todo su creencia y no comparten ni entienden la tendencia o la atraccion por una persona del mismo selo (lo que les parese averrante y lo peror de la tierra), es asi pues q solo quiero decirles q es una experiencia linda y un vivir q no cambiaria, esto va mas alla de lo q muchas peronas heterosexuales se imaginan no es tanto como dice "hacer arepas" no... hay q ser mas de mente abierta y no ser tan machistas....

CHAT- SOLO LESBIANAS